domingo, octubre 07, 2007

Finde review: corte de pelo, cena, workholic, conciertos de Hidrogenesse y Chycha, otra semana en Frankfurt

Sé que tengo algo descuidado el blog, pero es que las obligaciones mandan y no era plan de andar mi primera semana de trabajo más pendiente de postear que de hacer mis cosas. No es que haya currado mucho, pero sí que he tenido que hacer mil gestiones y lo que me ha faltado es tiempo. Ha habido algunos momentos en los que he llegado a comprender a los típicos empresario que dicen en las entrevistas que la pena de este mundo es que los días sólo tengan veinticuatro horas, y que claro, que así no da tiempo a nada.

En cuanto a mis sensaciones, aún es pronto, pero me he dado cuenta de que trabajando solo voy a ser una persona tremendamente sensible al día a día. Me explico, el miércoles hacía un día de perros en Madrid, no me salieron las cosas que tenía en mente para ese día y acabé depre, sintiéndome muy solo y me veía muy desmejorado en el espejo. El jueves hizo más o menos buen tiempo, me salió todo lo que había planificado y acabé el día radiante, con ganas de más e incluso ligeramente bronceado. Tengo que moderar esto porque no quiero convertir mi trabajo en un culebrón diario, así hay que tengo que mantener la calma cuando las cosas no salgan y también cuando salgan. Es que todavía me pongo un poco nervioso.

Por lo demás, hoy he vuelto a Frankfurt a pasar otra semana, un poco de pereza porque estar fuera de casa quema un poco, aunque me viene bien para resolver dudillas que me han ido saliendo y porque estoy de formación:

El jueves me fui a cortar el pelo a las ocho. Cuando vine a Alemania hace dos semanas pensaba que el rizo latino podía crear simpatías entre mis colegas germanos, pero la humedad de la zona Frankfurt me hizo llevar un nido de cigüeñas permanentemente en mi cabeza, así que decidí resolverlo a mi vuelta. Quedé con Kurt para que me viniera a buscar a la peluquería y yo creí que me esperaría en la sala de espera, pero no sé muy bien cómo apareció a mi lado y tuve que presentarle a mi peluquero, que en ese momento andaba apurándome una patilla, cosa que no me hizo ninguna gracia porque la patilla requiere de toda la concentración del peluquero y Kurt no paraba de opinar de todo.

Luego quedamos a tomar unas cañas con Elza, Would y Agr, pero nos entró hambre y decidimos irnos a cenar a algún sitio nuevo, chulo que no hubiéramos probado ninguno. La idea era buena pero al final acabamos en una mesa para cinco en un Foster´s Hollywood dándole al arito de cebolla, a la hamburguesa y a la ensalada de col, que era lo que realmente nos la ponía dura a todos y nadie se atrevía a decirlo. Probablemente una de las cenas en las que más me he reído este año, me vino fenomenal. Elza también se rió mucho aunque Kurt le tocara primero el coño con el paraguas y luego una teta con la mano sin querer.

El viernes quería haber ido a dar una vuelta, pero resulta que los alemanes también son perros y el viernes a última hora me mandaron un montón de correos que me podían haber mandado perfectamente entre semana. Yo, que estoy en fase "no me importa currar", pues me encontré que eran las once y aún estaba trabajando. Al final no salí, pero me cené una pizza cuatroquesos de los chinos que me tuneé convenientemente en casa, hasta convertirla en una pizza cuatroquesos, con rodajas de tomate, tacos de jamón y orégano. No le echéis taquitos de jamón a las pizzas, queda muy salada.

El sábado me levanté más o menos pronto y me fui a comprar un abrigo y un jersey al centro. Al que tenía el año pasado ya le había dado una temporada de gracia después de tres años, y debo reconocer que los dos últimos meses que me lo puse pasaba algo de vergüenza con las pelotillas. Como tenía que volver a Frankfurt (hoy) y pasé frío hace un par de semanas, pues no lo quise dejar para más tarde. Ya de paso quedé con Seiai para los temas de asesoramiento y para comer en el Nagoya, que a mi es un sitio que siempre me apetece, y para ser japo está bien de precio. En la calle Trafalgar, ya lo he dicho mil veces, relación calidad/precio muy buena para ser japo.

Por la tarde me hice la maleta y preparé los papeles para esta semana, y luego quedé con CF para que me contara su viaje a Venezuela. CF, cuando te cuenta algo, te lo cuenta todo con pelos y señales, así que andábamos algo preocupados porque ya habían pasado tres semanas y se le estaban empezando a difuminar los detalles. Como andábamos justos de tiempo y él no podía venir al Elástico al concierto de Hidrogenesse y Chico y Chica, estuvo contándome el viaje hasta en la cola del concierto, y aún así nos quedamos en la mitad. Habrá que buscar otro día porque según él queda lo mejor.

Ya en la cola aparecieron Seiai, Elza e Iván, y CF se fue a sus cosas. Dentro, vi y saludé a caras conocidas del mundo blog, pero estuvimos los cuatro todo el rato juntos. Bastante gente en los dos conciertos pero más en Chycha, que tocaban los últimos.

Hidrogenesse estuvieron bien, pero el hecho de estar justo delante de uno de los altavoces, hizo que el sonido se me hiciera un poco chillón. Además, los había visto antes del verano y el factor sorpresa era menor. Carlos apareció con una gorra de las fiestas populares de Rubí y Genís (bonitas piernas!) con una cosa de señora como de seda, shorts y tacones. Muy graciosos, aunque sonaron mejor en El Sol la otra vez. Me gustaron especialmente en este directo "Animalitos" (tengo debilidad por ésta), "Disfraz de Tigre" (cómo no), "En la litera en el altillo en la madriguera" (me sorprendió), "El árbol" (otra que me encanta), "No hay nada más triste que lo tuyo" (una versión con la entonación cambiada) y "Estafa" (Madrid está fatal, Barcelona está fatal, Valencia está fatal, Ralencia está fatal, Salencia está fatal, Españaa... es--fa-tal). Me decepcionaron especialmente "Schloss" y el bloque catalán, que me pareció un poco rollo, menos "Fuig llop fuig llop fuig llop", que me gusta mucho. El resto bien y muy graciosos, pero eché de menos "Vamos a casarnos", "A-68", "Vamos a salir del siglo" y la gran "Hidroboy" que tan bien funcionó en el otro concierto.

Chico y Chica era la cuarta vez que los veía (es que como es tan barato y tocan en los mismos sitios donde tomo copas, pues es un plan chupao que siempre apetece) y bien, pero están agotando un poco la formula, pese a que Rose para mi gusto sea la tía más cachonda que he visto en directo y te sigas meando de risa con ella. Tablas aparte, el sonido fue regular, los agudos de voz eran francamente insoportables con el altavoz tan cerca, y algunas canciones están ya tan sobadas que dan un poco de pereza. Además, la selección fue algo rara y se dejaron "Chantaja", "Lady Olé" y "Cenas y cines", para mi imprescindibles en cualquier directo. "Tierras de Egipto" y "Mago surf" no las aguanto y "Bomba Latina", que era la única que no había escuchado antes, me pareció que funcionaba estupendamente en directo. Telecine, que andaba en primera fila, le regaló en medio de "Vaquero" (qué total es esta canción) una bolsa a Rose que ponía "Líberty", al ritmo de "estírese, estírese" y se quedó tan contento.

Aparte, yo, que en mi vida adulta me he pegado con nadie (ni lo he hecho esta vez, pero por un pelo), tuve un episodio violento en medio del concierto que mañana contaré, que esto me está quedando largo. Pero qué fuerte, cómo es la gente y cómo a veces uno no puede reprimir el ponerse algo agresivo cuando alguien se pasa. De hecho, me lo apunto y lo meto en un post sobre episodios violentos en mi vida, mira qué idea, igual hago hasta mi top-violento.

Después de los conciertos, una copilla más y me fui pronto a casa por el viaje de hoy. A la salida me encontré con Piscu, que me dijo que Ann, Farala y compañia andaban por ahí, pero como me iba ya, pues no me volví a meter al barro a ver si los encontraba y decirles aunque fuera hola.

Hoy domingo, poca cosa. Me he levantado, últimos detalles de maleta y papeles, al aeropuerto, vuelo a Frankfurt y hotel. Mañana a formarme y así toda la semana. A ver si puedo postear.

6 comentarios:

mogkumo dijo...

Rose tiene una soltura tremenda ante cualquier contratiempo y/o situación..
Y qué pena lo de Schloss, con lo preciosísima que es.

MGM dijo...

tengo curiosidad por esa musica que escuchas en general porque yo soy más bien de esa parte de la sociedad que escucha lo tipico-convencional, me recomiendas algo pa ir tanteando??

ah! y aprende mucho esta semana ;)

telecine dijo...

¡Y tengo el momento registrado! Está en mi blog. Yo disfruté muchísimo, es que soy muy mazo fan, no puedo ser objetivo.

¿Eso que cuentas que vas a contar era algo de ese pesado que se ponía a hacer fotos metiéndole la cámara en la cara a las gentes? Había uno re pesado, pero no creo, que tu estabas algo más atrás...

dwalks dijo...

mog, me acordé de vosotros, seguro que os lo hubiérais pasado bien. lo de schloss a mi también me fastidió, porque es una de las mejores, pero la cantó un poco ñoña, no sé cómo explicarlo.

mgm, pues de la música que escucho ya he hablado unas cuantas veces por aquí... de todos modos es fácil, te apuntas el grupo, te buscas el myspace en internet y escuchas las que más descargas tengan, que suelen ser las que mejor entran. y si te mola, me mandas un e-mail y te hago unas extensiones para que te las bajes o algo. cuando quieras.

telecine, ya lo he visto, qué bueno. además, está casi como lo veía yo, ha sido como revivir el momento. creo que tú tenías otro pesado al lado, pero el mío fue todavía peor. ya lo contaré con detalle (que me revientas el post si no)

Iván Payá dijo...

Pues me muerdo la lengua para no chafarte el post, pero acuérdate de que ya antes había un recogevasos haciendo el wendymierdas.

Un abrazote grande desde Apaña, maño (que son las fiestas de la Pilarica, co), y aprende mucho de esas cosas que os enseñan en los cursos de formación a los mandrinadores.

Tony Tornado dijo...

Qué tocajanders era el recogevasos...